Consultorio de Madame Piturrí

4 julio, 2018 Desactivado Por Anna Val

Querida Madame Piturrí,

 

Mi nombre es Obsesiva Valiente Tenaz y le escribo porque estoy muy desesperada. Ya no sé a quién recurrir.

.

Madame, me gusta la literatura y me gusta escribir, pero tengo un grave problema: por mucho que me esfuerzo jamás he logrado aprenderme esos antipáticos signos “tipo-ortográficos”. Y cuando remito mis manuscritos a los editores, estos ¡me insultan!

.

¡Por la noche tengo horribles pesadillas!, ellos, los signos ortográficos ¡quieren asesinarme!

.

La otra noche soñé que un punto y una coma ¡querían devorarme!, y un signo de interrogación ¡se transformó en un gigantesco gancho con el firme propósito de estrangularme!

.

Madame Piturrí, aconséjeme. Ando muy desesperada…

.

Afectuosamente suya,

.

Obsesiva Valiente Tenaz.

.

P.D. ¿Debo seguir tomando ansiolíticos?

.

 

Estimada Obsesiva,

.

Las normas se han hecho para romperlas, sobre todo aquellas que tienen un fuerte olor a naftalina.

.

Cuando escriba y no sepa en qué lugar debe poner una coma, no se obsesione, deje volar su imaginación.

.

El punto, muchas veces es mejor ni ponerlo, óbvielo.

.

En cuanto a las comillas y demás signos ortográficos, colóquelos en aquellos lugares en los que usted considere que adornan mejor.

.

Por los editores ni se preocupe y referente a lo que me pregunta si debe o no tomar ansiolíticos, sustitúyalos por una gran dosis de ¡locura valiente y tenaz!

.

Mi querida amiga, deseo haberla ayudado y recuerde: ser diferente no deja a nadie indiferente y eso asusta. A usted no ¡a los demás!

.

Es por ello que recetaremos ansiolíticos para apaciguar los miedos externos, pues usted nada tiene que temer.

.

Reciba un afectuoso abrazo.

.

Madame Piturrí.

.

Anna Val